Historia


Sobre los orígenes del Hispano

El nombre del club tal vez proceda de Nueva York

 
 El fútbol, en Asturias, daba sus primeros pasos a principios del siglo XX traído por quienes habían emigrado fuera del país y se habían encontrado con un juego que consistía en la disputa y persecución de un balón, entre dos equipos que disponían de diez jugadores que utilizaban los pies y un portero que podía usar las manos.  La fecha que es aceptada, en general, como nacimiento del fútbol, tal como lo conocemos ahora, data del 26 de octubre de 1863, día de la fundación del Sheffield Football Club, que ha sido reconocido como el club de fútbol más antiguo del mundo. Eso fue en Inglaterra. Y, aunque Estados Unidos y el fútbol son dos cosas que no van muy de la mano, los emigrantes ingleses llevaron el fútbol a Estados Unidos a principios del Siglo XX, como lo demuestra que en 1913 la Asociación de Fútbol de Estados Unidos ya fuera aceptada como miembro provisional de la FIFA.

Todo este preámbulo tiene que ver con el Hispano de Brooklyn, un club de fútbol estadounidense, con sede en Brooklyn, Nueva York, que se fundó en aquellos años y fue miembro inaugural de la Liga Americana de Fútbol.

 

En Brooklyn vivían entonces muchos españoles, se estima que unos 20.000. De hecho, al citado barrio neoyorkino lo llamaban la pequeña España. Pues bien, un buen número de aquellos españoles eran asturianos y, entre ellos, también los había de Castrillón. Por poner un ejemplo, el catedrático de Literatura de la New York University, James Fernández, es nieto de José Fernández, que era natural de Pillarno.

Por eso, sin que, por supuesto, tengamos datos que nos permitan construir una teoría sólida si hemos encontrado varias coincidencias que nos llaman la atención.

A principios del siglo XX hubo muchas personas de Castrillón, antiguos obreros de la Asturiana, que emigraron a Estados Unidos, de modo que algunos se establecieron en Virginia y otros en Brooklyn. Y en Brooklyn, los hispanos, en su mayoría asturianos, fundaron un club de fútbol.

 

Esa sería la primera coincidencia, la similitud del nombre: allá Hispano de Brooklyn y aquí Hispano de Castrillón. La segunda es que el club americano fue fundado en 1920 y el de Castrillón cinco años más tarde, en octubre de 1925, por alguien que había estado en América y había retornado a su tierra. Y la tercera que, curiosamente, los colores de ambos equipos, los del Hispano de Brooklyn y el Hispano de Castrillón en su primera época, eran idénticos: camiseta a rayas amarilla y negra y pantalón blanco.

 

¿Son suficientes estos indicios para afirmar que el origen del Hispano de Castrillón se debe a que alguien de Castrillón volvió de Estados Unidos y conocía la existencia del Hispano de Brooklyn? Es evidente que no, pero es un punto de partida solido que permite seguir investigando. Y, por supuesto que lo haremos, de modo que agradeceríamos cualquier aportación en este sentido.

 

PINÓN


Un poco de Historia

 

Fundado en 1925 y refundado en 1950 el Club Hispano de Castrillón presume de haber sido dos veces subcampeón de Tercera División. El conjunto de Piedras Blancas empezó inscribiéndose en Segunda Regional. Pocos años le hicieron falta para pisar la Tercera, pues en la temporada 1958/59 ya pasaron equipos como el Caudal Deportivo, el Siero o el Marino de Luanco por la casa del Hispano. Quedaron novenos de dieciséis equipos que componían aquel grupo. Poco les duró la alegría, descendiendo como penúltimos al año siguiente, sólo por delante de un Santiago de Carbayín que dejó de competir aquella misma temporada. Tardarían muchos años en volver a la categoría. Pues entre 1961 y 1980 alternaron la Primera Regional con la Segunda. En la 79/80 salieron campeones y ascendieron a Regional Preferente, creada sólo dos años antes.

 

El club castrillonense se las vería con veinte equipos de la región para pelear por un único puesto de ascenso a la Tercera astur-cántabra. Y salvó la categoría con 5 puntos de ventaja sobre la Cultural y Deportiva de Aboño. No sucedió así en la 81/82. Pese a salvar el descenso directo, el Hispano descendía a Primera Regional por arrastre tras caer el Atlético de Lugones a Preferente.

 

Sólo un añito estuvo allí, cogía el ascensor de vuelta a Preferente al quedar tercero tras Cámara CF y UP Langreo B. Desde entonces el Hispano sólo iría hacia arriba. Séptimo en la 83/84 salvando holgadamente la categoría y campeón de Regional Preferente en la 84/85. El Hispano volvía a Tercera veintiséis años después. Esta vez el grupo incluía equipos de Cantabria, la Gimnástica de Torrelavega, el Rayo Cantabria, el Naval de Reinosa, la Cultural de Guarnizo... Todos pasaron por el campo de La Ferrota, reformado para la ocasión con todas las comodidades que un club de Tercera merecía. Posteriormente vendría la luz artificial. No hubo descensos aquel año y los grupos pasaron a ser provinciales. En la 86/87 el Hispano consiguió su mejor puesto hasta el momento. Un sexto puesto en una liga en la que el Caudal fue campeón. Esta posición les abrió las puertas de la Copa del Rey en el año 1987.

 

Año recordado en Castrillón. El Club Siero cayó por 2 a 1 en La Ferrota y en el Luis Miranda de Siero el resultado fue de empate permitiendo la clasificación a Segunda Ronda. Allí caería en ambas eliminatorias ante el Caudal, por entonces equipo de Segunda B. Durante los dos años siguientes el Hispano fue ganando experiencia en la categoría, dos temporadas tranquilas acabando en mitad de la tabla. Y ahí llegarían las mejores de su historia. En la 89/90 quedan subcampeones a sólo un punto del Real Oviedo B y por tanto del ascenso. El segundo puesto les permitió volver a jugar la Copa.

 

UP Langreo y Caudal Deportivo cayeron a doble partido y el Hispano se plantó en las rondas nacionales. El bombo deparó que el San Roque de Lepe jugase en Ferrota. Los leperos, que vinieron en autobuses y vuelos chárter desbordaron Piedras Blancas, creando un gran ambiente. Se llevaron la victoria por la mínima y apunto estuvo el Hispano de lograr la hazaña de remontar allí. No sucedió, pero la temporada liguera 90/91 fue más exitosa si cabe. Subcampeones, empatados con el Caudal, en el año en que se introdujeron las promociones de ascenso. Los otros tres equipos del grupo de ascenso fueron: el Real Valladolid B, AD Parla y SD Burela de Lugo. Tres derrotas por la mínima en las jornadas 3, 4 y 5 minaron las aspiraciones de ascenso de los castrillonenses. El Hispano sólo pudo vencer en los dos partidos ante la AD Parla.

 

En la 91/92 fueron cuartos en liga, por lo que disputaron su segunda promoción. Real Madrid C, Celta B y Zamora CF fueron los rivales. Con sólo 3 puntos no lograron el ascenso. En la Copa cayeron por penaltis en casa ante el Langreo. Se tomarían la venganza al año siguiente venciéndoles en Primera Ronda, el Caudal cayó por un global de 3 a 1 en la Segunda y el Hispano volvió a enfrentarse a los equipos nacionales. El mítico CD Logroñés tuvo la suerte de visitar Ferrota. Un rival de nivel que acabo venciendo en la eliminatoria. Aquel año el Hispano no logró disputar la promoción por sólo un punto.

 

Las siguientes temporadas no fueron tan exitosas. Cuatro años en mitad de la tabla y una eliminación en Copa ante el Avilés el primero de ellos. En la 97/98 acabaron dando con sus huesos en Regional Preferente tras una docena de años seguidos en Tercera. El objetivo era volver e hicieron falta cuatro intentos para lograrlo, hasta salir campeones en el año 2002. En la temporada de la vuelta a Tercera salvaron el año con holgura y en la 03/04 con más apuros. Aquel fue el año en que el Real Oviedo pisó la Tercera por primera vez y tuvo el honor de jugar en Ferrota, propiciando una buena entrada en el feudo castrillonense. En los años siguientes el Hispano logró el objetivo de mantener la categoría, con muchísimos apuros. Lamentablemente los resultados no acompañaron durante los años 07/08, 08/09 y 09/10 encadenando tres descensos consecutivos y yendo a parar a la categoría más baja del fútbol regional. El Hispano volvía a tener que rehacerse, desde abajo. Desde aquella Segunda Regional que dejó en 1971 para vivir sus años dorados. El renacimiento no fue fácil, pero el Hispano no se rinde, y en 2014 derrotaría al GD Bosco logrando el ascenso en la promoción. Desde entonces pelea por volver a donde nunca debió irse, por historia, por tradición, por afición... Pero el escudo no gana partidos y el Hispano trabaja cada día para lograr volver a Tercera, donde es 23º en la clasificación histórica.

 

La remodelación será la primera piedra del nuevo camino. Cuántos recuerdos y tardes de gloria se sienten en La Ferrota...

 

TEMPORADAS

TERCERA DIVISIÓN 21

REGIONAL PREFERENTE 9

PRIMERA REGIONAL 22

SEGUNDA REGIONAL 14

 

 

 

https://historiadelfutbolastur.blogspot.com/


© Club Hispano de Castrillón ,

 Av Principal, 28 bajo, 33450

Piedras Blancas - Castrillon

Astrurias 

 Temporada 2021/22